Alfaro dió por iniciado el período de sesiones ordinarias en el Concejo

1 marzo 2022

Con un discurso centrado en las futuras obras a realizar en la ciudad el intendente Germán Alfaro pronunció el discurso de apertura de sesiones. A continuación el texto completo de su alocución.

Señor Presidente del Honorable Concejo Deliberante;
Señores Concejales; funcionarios municipales;
señoras, señores, ciudadanos de San Miguel de Tucumán:

Transitando el segundo año de pandemia, ya con menos
restricciones pero aún con inconvenientes, esta
administración se encuentra abocada a la tarea de recuperar
la economía de la ciudad y la calidad de vida de sus
ciudadanos.

No nos alcanza con volver a estar en las mismas condiciones
en las que nos encontrábamos en marzo de 2020, mes en que
comenzó en confinamiento, sino que queremos recuperar el
tiempo perdido, no tenemos que volver al 2020. Tenemos
que estar en marzo de 2022 superando lo que nos pasó en
estos dos años de pandemia. Tenemos que estar en marzo de
2022 superando los cuatro meses de una economía mundial
totalmente parada, de dos años de recesión, de veinticuatro
meses de cuidados y muertes diarias, de cuatro olas de
supercontagios, de cinco cepas distintas de mutaciones del
virus, de restricciones en la circulación, de la mitad de las
fuentes de trabajo cerradas, de aforos, de limitaciones, de
angustias y de una sociedad que hoy, ya hace rato que está al
límite de su tolerancia.

En estas circunstancias, que estarán inscriptas
indeleblemente en las páginas más complejas de la historia
universal, los que tuvimos la responsabilidad de gestionar
hemos sido receptores de la insatisfacción social. En estas
circunstancias históricas que nos toca vivir a todos, la
sociedad siente la necesidad de buscar culpables y los que
estamos al frente de alguna de las instancias de la
administración estatal, tenemos que tener la templanza para
funcionar como catalizadores de ese mal humor social que no
tiene una forma racional de expresarse.

Esto pudo observarse en estas últimas elecciones donde los
oficialismos tuvieron una perfomance electoral que no estuvo
a la altura de sus esfuerzos ni de sus logros en la pandemia,
simplemente porque no hay un punto de comparación para
saber qué es lo que está bien o mal en la administración de
una crisis sanitaria a nivel mundial. Pero solo basta saber que
hemos superado esta crisis con éxito, aunque con costos, y
basta comparar nuestro país con muchos de los países
vecinos y algunos del primer mundo para tener la
tranquilidad de lo actuado. Obviamente, todo puede
mejorarse y con la experiencia que ahora tenemos, muchas
de las cosas las haríamos de manera distinta; pero hoy
podemos decir que estamos transitando la actual etapa de la
pandemia con muchas variables controladas y tranquilos de
las acciones realizadas y, sobre todo, los resultados
obtenidos.
Uno de los objetivos que nos impusimos fue proteger a los
trabajadores cuentapropistas de nuestra economía. El
comercio minorista importa más del 80% del Producto Bruto
Interno de nuestra ciudad y fue el sector más castigado por la
pandemia. Esta administración lo asistió con una cantidad de
medidas de emergencia que, durante el primer año de la
pandemia fueron orientadas a la urgencia, ya que la situación
era desesperante, y fue desde la asistencia económica hasta
la ampliación de permisos para el uso del espacio público.

Ya en esta instancia, y desde el año pasado, lo que estamos
emprendiendo es una reconversión estructural del espacio
público en el microcentro, para orientarlo a una más rápida
recuperación económica en lo que respecta a la venta
minorista. Sabemos perfectamente que el comercio minorista
enfrenta una enorme reconversión en sus modelos de
negocios a nivel mundial. Un negocio del microcentro que
hace unos pocos años competía con negocios del mismo
rubro que se encontraban en unas cuantas manzanas a la
redonda, hoy tiene una competencia multiplicada por
plataformas de comercio a nivel continental como Mercado
Libre, que está abriendo depósitos regionales para ofrecer
entregas en el día y comercializa a volúmenes que les permite
ofrecer condiciones de venta inalcanzables para nuestros
comerciantes. También están arribando plataformas
internacionales como Tienda Mía, Alí Babá y Wish que
ofrecen el servicio de entrega puerta a puerta haciéndose
cargo de los trámites de importación. Por otro lado, está la
competencia desleal que tienen que enfrentar con la venta
online a través de sistemas conocidos como showrooms que
se hacen a través de redes sociales o los mismos sistemas de
“Market Place” que ofrecen casi todas las redes sociales
hacen que la venta digital se encuentre ganando terreno
sobre los sistemas de compraventa tradicionales sobre los
que se asienta la estructura económica de la ciudad.
Esta realidad nos hizo reconsiderar toda la estructura de la
economía minorista en nuestra ciudad, ya desde antes de la
pandemia. Fue así que durante dos años tuvimos en prueba
el sistema de semipeatonal en la calle 25 de Mayo y 9 de
Julio, logrando que el tránsito vehicular se adecue a esa
nueva traza para poder iniciar una reestructuración del
microcentro que cambie la experiencia comercial de la ciudad
en función de esta nuevas formas de comercialización.

Si la venta digital es lo que nuestro comercio tiene que
enfrentar como competencia primaria, es bueno que el
Estado le facilite las mejores herramientas para hacerlo. Es
por eso que, en función de una serie de estudios
interdisciplinarios que se encararon con las cámaras del
sector y la Federación Económica junto a los técnicos de
nuestro municipio, trazamos un plan para hacer del
microcentro de nuestra ciudad un paseo de compras a cielo
abierto que revalorice la experiencia personalizada de
compras. El plan de revalorización del microcentro es un plan
que privilegia al peatón como protagonista exclusivo de esa
parte de la ciudad, desalentando expresamente el uso de los
vehículos para el traslado personal. El microcentro de la
ciudad es el escenario del peatón en tanto consumidor. Un
sujeto jurídico nuevo con derechos expresamente
consagrados en el artículo 42 de la Constitución Nacional
según la reforma del año 1994.
Esta revalorización, tuvo que ser acelerada en función de
recuperar nuestra economía de los estragos que produjo la
pandemia y hoy, podemos decir con mucho orgullo que San
Miguel de Tucumán es la ciudad del Norte Argentino que más
rápido recuperó su economía y creo que mucho, muchísimo
tienen que ver las obras que inauguramos a mediados del año
pasado en ese sector neurálgico de nuestra economía,
estamos recuperado la recaudación del TEM y basta recorrer
las calles de esas peatonales para verificar que ya casi no hay
locales ofrecidos en alquiler y la actividad es casi plena.

Esta política seguirá porque necesitamos vigorizar la
economía de la ciudad. Empezamos la semipeatonalización
de la calle Laprida y continuaremos con todo el microcentro.
La semipeatonalización de la calle 9 de Julio para mejorar el
entorno de la Casa Histórica está diferida porque depende de
que la provincia inicie la recuperación del edificio del Museo
Timoteo Navarro, edificio que se encuentra en riesgo y estas
obras lo pueden dañar.

La política de semipeatonalización del área central
privilegiando el uso peatonal del sector comercial es la
política más exitosa en materia económica de los últimos
años, nos lo confirman las cámaras económicas y queremos
que los tucumanos tengan la posibilidad de generar
emprendimientos comerciales, gastronómicos y productivos
con las mejores condiciones estructurales que la ciudad le
pueda ofrecer.

Con el mismo criterio, se encaró la obra del parque El
Provincial. Un parque del que ya hemos hablado mucho en
este recinto pero que se está adecuando toda la
infraestructura edilicia para generar en ese sector de la
ciudad un polo gastronómico que permita vigorizar la
economía de Barrio Sur. La adecuación de los espacios es lo
que precede al proceso licitatorio que se pondrá en marcha
en los próximos meses y ese polo gastronómico hará resurgir
un sector de la ciudad que brillará como nunca antes.

En marzo del año pasado comenzó a colapsar el edificio del
Mercado del Norte. Con ese colapso comenzó la danza de
intereses particulares que, como siempre pugnan por
imponerse por sobre el interés común y empezamos a ver en
los medios el cruce de falacias, los ataques de los
oportunistas políticos que aprovechan cualquier circunstancia
para raspar la autoridad poniéndose del lado de los intereses
particulares sin importar, como en este caso, que haya vidas
en peligro.
A los puesteros de alimentos se los reubicó en el Mercado
Dorrego, que fue acondicionado a nuevo y que funciona
perfectamente para los fines para los que fue propuesto. Por
todo el primer año tienen bonificado el canon y se los
acompaña con publicidad, cartelería y otros ítems que les
ayuda a la comercialización. Una experiencia exitosa que
dinamiza la economía de todo ese sector de la ciudad,
beneficia a una gran cantidad de vecinos que tienen una
oferta de productos a precios competitivos y en excelentes
condiciones de higiene y que genera un polo económico en
Barrio Sur que los vecinos valoran y agradecen.

En cuanto al mercado, al tratarse de un edificio que se
encuentra dentro del patrimonio arquitectónico, estamos
haciendo las tareas de apuntalamiento para buscar la forma
de conservar la fachada original, que es la afectada en el
patrimonio. No olvidemos que el edificio tuvo una
remodelación en la década del ochenta que, en parte es un
de las complicaciones más importantes del colapso de la
estructura.

Tenemos que poner este edificio de pie y renovar su función
para la economía que necesitamos. Como ya hemos dicho,
poner a San Miguel de Tucumán como polo de atracción del
NOA requiere inversiones a la altura de esas expectativas. Esa
esquina del microcentro tucumano debe volver a florecer
renovada, adaptada a los nuevos tiempos para que sea un
nuevo faro de comercialización como lo fue en el momento
de su inauguración. Tenemos que renovarlo para que sea un
orgullo de los tucumanos pero también, para que sea un
motor de la economía minorista de Tucumán. No podemos
desaprovechar esta oportunidad, no la vamos a volver a
tener.

Por este motivo es que iniciamos un proceso licitatorio de
alcance nacional para recibir propuestas para dinamizar
económicamente esa parte de la ciudad en un esquema que

contenga todas las opciones de última generación en
sistemas de comercialización minoristas para que, a la vez,
sirvan de faro para la dinamización de toda la economía
tucumana.

Y en el mismo sentido se comenzó a trabajar con los
puesteros de lo que era la “Antigua Terminal”. Para ello, he
solicitado una audiencia con el gobernador de la provincia
porque se da la particularidad de que el predio es de la
Municipalidad y el edificio es de la provincia y también se
encuentra dentro del patrimonio arquitectónico.
Necesitamos trabajar conjuntamente en función de tener
estos intereses comunes y, sobre todo, para superar una
problemática tenemos que resolver. Si trabajamos juntos,
seguramente encontraremos una solución.

La renovación de la Plaza Independencia es un hito histórico
del que me enorgullezco como Intendente. Esta plaza tuvo,
desde su inauguración solo dos remodelaciones siendo ésta la
tercera, que mantiene su espíritu funcionalista. Esta plaza es
el “corazón” del centro pero que revaloriza uno de nuestros
principales monumentos y el que es quizá, nuestra estatua de
mayor orgullo, la estatua de La Libertad, perteneciente a Lola
Mora, la genial escultora tucumana. Esa estatua está en
proceso de restauración, tratada por especialistas en mármol
que están trabajando sobre sus filtraciones para protegerla y
conservarla y ahora, a partir de esta remodelación ocupa el
centro de la plaza, dominando toda la plaza desde su nueva
entronización.

Tucumán será distinto desde sus ingresos.

Estamos trabajando en el acceso de San Cayetano, en una
obra que no se reduce sólo al pórtico de ingreso, sino que
avanza con todo el entorno llegando a la intervención en las
avenidas de acceso. Además, el conjunto contará con una
oficina de información turística que atenderá a los visitantes
con folletería e información y una guardia permanente de
nuestra policía municipal que controlará el ingreso-egreso de
nuestra ciudad.

En la vía pública se trabajó en la renovación de la iluminación
Led y hoy contamos con la totalidad de la iluminación urbana
renovada. La ciudad está 98% iluminada lo que suma
seguridad y la prepara para un óptimo funcionamiento
nocturno de las cámaras que se están colocando en la ciudad.

A esta acción se le suma la incorporación de señalización LED
en la ciudad. Se comenzó con las escuelas, para dar mayor
seguridad al comienzo de la presencialidad para este año y
también en nomencladores de calles. Como pueden haber
visto, ya están colocados en toda la traza de la Av. Mate de
Luna y se está terminando la colocación en otras avenidas y
se avanza en el resto de las calles.

De la misma manera con la pavimentación. El plan de
pavimentación sigue avanzando y en el año 2021 realizamos
100 cuadras de asfalto nuevo llevamos 25.000 m2 de cuadras
de pavimentación y 25.000 m2 de bacheo.

Se concluyó el censo de arbolado y se determinaron 409
ejemplares en riesgo, que ya están siendo intervenidos por el
personal de espacios verdes. De la misma manera, se están
podando las ramas que proyectan más peligro del arbolado
urbano en horario nocturno por lo que pedimos paciencia a la
comunidad. Hemos recibido numerosos llamados con quejas
por el ruido de las motosierras en horario nocturno, les pido a
los vecinos que comprendan la situación, ese es un trabajo
que debemos hacer de noche por el peligro que conlleva.
También, pido la colaboración de los ciudadanos en el
programa de recolección diferenciada de residuos que
implementaremos próximamente. Necesitamos crear una
mayor conciencia ecológica en todos los aspectos y esa es
una tarea que nos involucra a todos y todos tenemos que ser
parte de esa idea.

Además les quiero contar que estamos inaugurando el Centro
Interdisciplinario Municipal de Diagnóstico y Tratamiento del
Autismo. Un centro modelo, único en su tipo en el país,
abocado a una problemática que tiene poca investigación y
que en esta institución se buscarán soluciones al nivel más
alto que se puedan lograr, porque se trata de un centro
interdisciplinario, donde se abordará la problemática desde
todas las aristas que esta tiene. Les pido expresamente a este
cuerpo que nos acompañe en esta tarea porque necesitamos
la mayor ayuda posible.

Todas estas acciones de gran impacto económico fueron
realizadas con la enorme desventaja que significa la
inequitativa coparticiación de ingresos hacia los municipios.
Esa gigantesca deuda institucional ata de manos cualquier
intento serio de planificar una gestión. Mucho más en un
contexto económico como el que estamos viviendo. Esta
realidad de municipios rehenes o por un pacto fiscal que se
apropia de su recaudación a cambio del pago de sueldos
destruye las autonomías municipales de la mayoría de las
ciudades tucumanas, pero este ahogo que atenta contra las
necesarias autarquías también destruye las autonomías de
todas las ciudades. Necesitamos la resolución definitiva de
este problema porque se trata de una de las mayores deudas
institucionales de nuestra legislación. La falta de una Carta
Orgánica Municipal lesiona el marco jurídico de nuestro
derecho público provincial, resulta violatoria de expresos
mandatos constitucionales y nos pone en desventaja dentro
del marco jurídico nacional y del derecho comparado.

Aún en esas condiciones menoscabantes para nuestro erario
superamos el segundo año de pandemia sin haber tomado
ningún crédito, pagando los juicios sentenciados, los bonos
que vencieron y dimos una gran cantidad de ayudas a quienes
fueron más afectados por esta pandemia.

Paralelamente vamos recuperando el espacio público para
poder desarrollar las estrategias que ya mencionamos y
sentar las bases de una ciudad más ordenada y con reglas
más claras. Vamos tendiendo a un mayor uso de la tecnología
y a buscar una relación con los ciudadanos mediada por
aplicaciones, como forma de conseguir mayor fluidez en las
gestiones. En este sentido, implementaremos el
estacionamiento medido en nuestra ciudad. El sistema será
una tecnología multiplataforma, orientada principalmente al
uso en celulares, que es el dispositivo de uso más extendido,
pero también podrá hacerse desde computadoras y en
kioscos, y el usuario digital puede completar todo el proceso
desde su celular.
Esta primera etapa se limitará al área comprendida dentro de
las cuatro avenidas y se irá monitoreando para chequear la
experiencia de los usuarios.

Este sistema comenzará a regir entre marzo y abril y se
implementará evolutivamente, mientras se va capacitando a
los ciudadanos en el uso de la aplicación, en los sectores
permitidos y los horarios vigentes. No se aplicarán sanciones
mientras dure el período de adaptación de la ciudadanía y
esperamos una respuesta favorable de la comunidad.

Este sistema tiende a mejorar la relación de los ciudadanos
con la normativa de tránsito toda vez que minimiza la
mediación humana y da claridad y ecuanimidad a la
aplicación de las normas.

Esta iniciativa se inscribe en la misma idea de desalentar el
uso del automóvil particularmente en el microcentro. Ya sea
por motivos ecológicos o de densidad, la preferencia del uso

peatonal para el sector comprendido entre las cuatro
avenidas es, para nuestra gestión, una política de estado
consensuada con los principales actores de la economía de la
ciudad. Esta experiencia ha sido exitosa en ciudades como las
de Salta, Córdoba y Mendoza y está siendo exitosa en nuestra
ciudad, sobre todo, por su impacto económico. Por supuesto,
esta iniciativa debería ser complementada con un transporte
público eficiente y moderno que, por supuesto, es algo que
tenemos que construir.

Quiero decir en este recinto que comparto y celebro la
preocupación del Presidente de este honorable cuerpo tanto
como los concejales que están trabajando la iniciativa, pero
tenemos que tener cuidado en la definición de la injerencia
del Estado. Creo que es hora que discutamos profundamente
la política de subsidios a nivel nacional.

Debemos imponer en la agenda nacional, que el tema del
transporte es un tema de redistribución de subsidios. No se
puede tolerar que en CABA el boleto cueste $14 y acá $45.
Esos $31 que cada tucumano paga de más, es un subsidio que
le damos a cada porteño que viaja en colectivo. ¡Eso es
“injusticia social”! ¡Es la ciudad de mayor PBI per cápita del
país con el boleto más barato del país!¡De qué sirve hacer un
censo si no lo vamos a aplicar! Eso es lo que tenemos que
discutir. Tenemos que avanzar en una política regional que
discuta la segmentación geográfica de los subsidios.
Discutamos las variables a subsidiar desde los que tenemos
las necesidades, y que esa discusión sea permanente.

Ante el reclamo de la sociedad en materia de seguridad,
decidimos intervenir en el área. Lo hacemos en función de la
desprotección de los ciudadanos.

Es por esto que esta gestión decidió tomar seriamente el
tema, en función del reclamo de la comunidad y sobre la base
de la estructura de la “Agencia de Protección de Espacios
Públicos” creó la “Patrulla de Protección Ciudadana”. Una
fuerza entrenada profesionalmente para, como su nombre lo
indica, proteger a los ciudadanos, fundamentalmente en
tareas de patrullaje intensivo y extensivo como forma
eficiente de prevención del delito. Esta fuerza está integrada
con 130 agentes capacitados en defensa personal, mediación
y en el uso de armas no letales. Cuenta con 25 móviles con
GPS y además les estamos colocando cámaras y opera las 24
horas, los 365 días del año.

Está a cargo de la seguridad en toda situación municipal en la
vía pública y está en colaboración permanente con la Policía a
través del 911. Participan también, en el Centro de
Operaciones de Monitoreo Municipal que se inaugurará en
abril. Este contará con la monitorización de 250 cámaras fijas
y móviles con inteligencia artificial, donde trabajarán 80
visualizadores las 24 horas, los 365 días del año y se harán
grabaciones de imágenes para aportar a la justicia mediante
firma de convenios con el Ministerio Público Fiscal. Además,
estas cámaras en breve serán provistas de software lector de
patentes para regulación de velocidad ya que la seguridad
debe ser entendida de manera integral, y la seguridad en el
tránsito también es un objetivo fundamental de nuestra
gestión.

Es nuestra intención que toda esta infraestructura funcione
en sincronía con las 250 cámaras que posee la provincia y la
municipalidad sume esta tecnología a la seguridad de la
provincia. Para lograr este objetivo propondré al Gobernador
la firma de convenios de colaboración en materia de
seguridad.

En estos últimos tiempos, distintos lugares de nuestra ciudad
fueron blanco de hechos vandálicos de gravísimas
consecuencias. El robo de cables ha sido sistemático y lo
sigue siendo. Los delincuentes roban tendidos enteros y
componentes eléctricos vitales que dejan a oscuras grandes
sectores de la ciudad. El daño al municipio es enorme, tanto
en lo económico como en la atención a los vecinos, ya que los
componentes que roban son importados y muy difíciles de
reponer.

El vandalismo es otro problema grave que enfrentamos. El
mobiliario urbano está sufriendo especialmente estos
momentos de zozobra y malhumor social producto de dos
años de pandemia y tenemos que hacernos cargo desde el
municipio de su protección.

Por eso hoy, la ciudad ha desarrollado su propia seguridad,
para proteger y protegerse, para proteger a sus ciudadanos
de la delincuencia y protegerse de los robos, del vandalismo
contra su patrimonio que es el patrimonio de todos. En este
sentido, el Colegio de Psicólogos ha acercado la propuesta de
la creación de una mesa interdisciplinaria para el análisis y
estudio del problema y ya estamos en contacto con su
presidente, el Lic. Rodríguez Marchetti para implementarla en
lo inmediato.


Esto también es necesario porque tenemos que trabajar en
una nueva relación de los vecinos con su ciudad. Todo esto
que vamos haciendo generan impacto en las conductas de un
millón de personas que circulan diariamente por la ciudad. Y
eso es necesario acompañarlo.

El puente peatonal de la avenida Mate de Luna y Amador
Lucero va a ser un emblema para los tucumanos. Un sistema
de ascensor, una pantalla led. Una construcción de la más
avanzada tecnología de pretensado con la más alta tecnología
al servicio del usuario. Hoy es una apuesta al cambio, una
apuesta a los tucumanos que deberá tener seguridad las 24
horas, pero esperamos que en un futuro no muy lejano
podamos convivir con lo bueno.

Estamos conscientes que los cambios que estamos llevando a
cabo generan una nueva relación de los ciudadanos con los
espacios, con el mobiliario urbano, con su ciudad. Los
cambios son muchos, se hacen en áreas sensibles y


emblemáticas, y son profundos. Tenemos claro que van a
generar resistencia. Y nos bancamos esa resistencia porque
estamos produciendo el cambio del que hablamos siempre.
En el 2015 prometí un cambio, desde el mismo nombre de la
fuerza política con la que me presenté a elecciones. Los
tucumanos me votaron. En 2019 me volví a presentar, ya
habíamos realizado varios cambios y los tucumanos volvieron
a votar por ese cambio. No estamos haciendo otra cosa que
la que vinimos a hacer, la que dijimos que íbamos a hacer.
San Miguel de Tucumán tiene que modernizarse. Tiene que
ser una capital del siglo XXI. No podemos seguir como
veníamos. Y ese cambio conlleva decisiones que alguien tiene
que tomar. Eso es conducir. Muchas no pudimos
consensuarlas y tuvimos que tomarlas aceleradamente por la
situación sanitaria. Claro que esas decisiones van a generar
resistencias, por supuesto, el cambio no tiene amigos. Pero
entiendo que la política real es eso. Tomar riesgos. Es fácil
hacer política con encuestas, lo difícil es consensuar una idea
y seguirla.


Hoy veo a las familias por las noches en la 25 iluminada y
segura, paseando el perro, tomando un helado, o
simplemente caminando y realmente siento alegría de haber
realizado ese cambio. Y trato de acordarme cómo era la 25
antes y no puedo acordarme, es tan linda ahora que no me
acuerdo.

Estamos viviendo ese momento de transición que es,
justamente, estar en medio del cambio, en la incomodidad de
la obra, con los albañiles en casa… Pero tengamos paciencia,
se los pido con el corazón, porque vamos a seguir
construyendo. Hay mucho por hacer. Tenemos que construir
la ciudad que nos debemos. Todos tenemos nostalgia de ser
la “Capital del Norte”, bueno, ese proceso tiene una parte
que hay que tolerar, tenemos que hacernos amigos del
cambio y vivirlo sin hostilidad, con más comprensión,
pensando en el resultado y minimizando las incomodidades,
porque lo que viene es mucho mejor, porque San Miguel de


Tucumán va a ser mucho mejor y eso saben que es verdad
porque ya es mucho mejor.

Desde aquí, desde nuestra ciudad, quiero llamar a la reflexión
respecto a estos dos últimos años donde vivimos una
incesante sucesión de angustias producto de una pandemia
manejada con criterios que hicieron sufrir mucho más de lo
necesario a la población de todo el mundo. Ahora que
comenzamos a ver una luz al final de tanta angustia, un
entramado de intereses que supera el entendimiento de
todos, estalla en una guerra que multiplica nuestro
sufrimiento y mucho más, el de los que la viven.

Creo que es el deber de quienes tenemos una voz que es
escuchada, hacer un llamado a la paz. Una vida vale mucho
más que los intereses en juego. Paz, es lo que pedimos. Sólo
queremos Paz.
Señores Concejales: dejo formalmente inaugurado el Período
Ordinario de Sesiones correspondientes al año 2022.

Muchas gracias. (Prensa Municipalidad San Miguel de Tucumán)

Deja una respuesta