Jueves de paro nacional en Colombia que mide el desgaste de Iván Duque

21 noviembre 2019

La ciudad de Cali decreta el toque de queda ante una serie de incidentes violentos.

Colombia vive este jueves la mayor jornada de protestas contra el Gobierno de Iván Duque. Desde temprano, los manifestantes han empezado a concentrarse en 400 puntos de todo el país y se han reportado bloqueos en el transporte público en Bogotá. Cali, la tercera ciudad más grande del país, ha decretado el toque de queda, después de que los incidentes dejaran siete policías heridos y un estudiante lesionado por una piedra. Las manifestaciones han sido convocadas por sindicatos, estudiantes e indígenas. El movimiento obrero rechaza reformas para flexibilizar el mercado laboral y cambiar el sistema de pensiones, los indígenas exigen protección luego del asesinato de 134 campesinos desde que tomó posesión Duque, y los estudiantes, más recursos para la educación pública. El Gobierno ha movilizado a la policía y al Ejército para evitar posibles disturbios. «Al tiempo que reconocemos el valor de la protesta pacífica, también garantizaremos el orden», advirtió Duque este miércoles en una alocución televisada. El mandatario se encuentra en un momento de creciente desaprobación después de cumplir apenas un año y medio en el poder.

El director de la Policía Nacional, Óscar Atehortúa, reportó que hay 8 civiles lesionados así como 33 policías con contusiones y traumas en todo el país. «Hemos enfrentado 15 disturbios. En Bogotá 9 y en Cali 5 confrontaciones». A esta hora, en Bogotá, persiste el bloqueo en la Calle 26 y en la Carrera 30 con 45, informó. «Dos mil estudiantes más se encuentra en este momento marchando de forma pacífica», agregó el general.

Daniel Quintero Calle, alcalde electo de la Ciudad de Medellín, ha puesto a su ciudad como ejemplo de pacifismo en este jueves de protestas masivas en el país.

Las marchas van llegando a su fin en Bogotá, Medellín, Barranquilla, Neiva, Cartagena y Bucaramanga, donde a lo largo del día decenas de miles de personas han salido a las calles en protestas contra el actual gobierno. La jornada ha sido pacífica en general, con choques aislados entre la policía y algunos manifestantes. La excepción ha sido Santiago de Cali, donde su alcalde Maurice Armitage, ha declarado el toque de queda a partir de las 7pm (hora local) debido, según publicó en su cuenta de Twitter y declaró a varios medios locales, a atracadores y saqueadores de negocios que rompieron el clima pacífico de las protestas.

La ministra del Interior, Nancy Patricia Gutiérrez entregó un nuevo reporte sobre la jornada del paro. «Ha habido una participación ciudadana bastante positiva en todo el país, se han presentado hechos aislados que han sido controlados. En términos generales los participantes en las marchas han sido pacíficas», dijo.
En Cauca, indígenas protestan en la vía Panamericana. Exigen que se detenga la masacre de líderes de sus comunidades. Imagen del Consejo Regiona Indígena del Cauca.
El gobierno informó que la marcha reunió a 132 mil personas en todo el territorio nacional, pero el representante de uno de los sindicatos convocantes tiene otras muy diferentes. “Esas cifras del Gobierno son absolutamente ridículas. Por un solo argumento, tenemos reporte de movilización en los 1.100 municipios de Colombia. Solo en las principales ciudades se reunieron 2 millones de personas. Ha sido espectacular”, dijo Diógenes Orjuela de la Central Unitaria de Trabajadores (CUT).
Comparte en ...Share on Facebook
Facebook
0Tweet about this on Twitter
Twitter

Deja un comentario