Por qué Maxi López tardó en atender el llamado para autorizar a su hijo a ingresar a la Argentina

Espectáculo

Se habló de revancha. De desidia. Hasta de venganza. Se bromeó con un Maxi López mirando las llamadas perdidas al celular, “disfrutando” del sufrimiento de su ex, demorada por 11 largas horas en un VIP del aeropuerto de Ezeiza, tras comprobarse que Constantino, uno de sus tres hijos, tenía el pasaporte italiano vencido, por lo que necesitaba la autorización del padre para ingresar a la Argentina.

 Nada de eso pasó. Lo cierto es que, el martes por la mañana (por la tarde en Italia), cuando Wanda Naraaterrizaba en el país con Mauro Icardi y los nenes,Maxi López despegaba rumbo a Miami junto a suflamante novia, una bella modelo sueca (en Italia algunos medios dijeron que era rusa, pero la chica en cuestión nació en Suecia) con la que fue fotografiado días atrás en Génova, y con quien sale hace un mes, tal como pudo confirmar este sitio.

Teniendo en cuenta que un vuelo de Roma a Miami dura aproximadamente diez horas y media, la espera se hizo eterna hasta que Maxi López pudo prender su celular y vio la catarata de llamadas perdidas deAndrés Beccar Varela (su abogado de familia) y Manuel Beccar Varela (su abogado penalista). Ni bien se enteró de la situación, el futbolista de laSampdoria llamó al segundo letrado para darle el visto bueno que necesitaba Migraciones. Y como Manuel Beccar Varela tiene un poder para tomar decisiones en nombre de su cliente, autorizó el ingreso de Constantino al país en nombre del padre.

“Maxi estaba al tanto de que por estos días Wanda viajaba a Buenos Aires con sus hijos, pero no sabía la fecha exacta. Y jamás pensó que el pasaporte podía estar vencido, porque eso lo manejaba la madre de los chicos”, le explicaron desde el entorno de Maxi.

En los próximos días, López vendrá a la Argentina a seguir sus vacaciones con su familia. Y como está estipulado con su ex, del 1 al 20 de junio estará con sus hijos. Pavada de fechas: el 7 de ese mes Nara se casará con Mauro Icardi, su ex amigo. Pero ese será otro capítulo de este culebrón. De Avenida Wanda.

Cuando Wanda aterrizaba en Ezeiza, Maxi López partía rumbo a Miami con su nueva novia, una bella modelo sueca con quien fue fotografiado días atrás en Génova. Al prender su celuar, el futbolista vio la catarata de llamadas perdidas. Y se comunicó con su abogado para darle el visto bueno que necesitaban Wanda y su hijo.

 

Deja un comentario